Género, Educación y Trabajo: La brecha persistente

genero educacion y trabajoREDETIS.- En Chile, no es lo mismo nacer hombre que nacer mujer. Incluso durante la gestación, el entorno que recibe a niños y niñas tiene expectativas diferenciadas respecto a lo que serán a lo largo de la vida. Las personas adultas escogen un nombre y preparan el ambiente familiar, estableciendo diferencias, fomentando, estimulando y orientando a las niñas a las actividades domésticas y maternales, y a los niños hacia actividades profesionales o de mayor riesgo y fuerza. Así comienza el ciclo de la desigualdad de género. Se trata de una construcción social perjudicial para las mujeres, sobre todo si se toma en cuenta que en rigor, niños y niñas tienen las mismas potencialidades, e incluso ellas exhiben en sus primeros años, más habilidades a nivel comunicativo, social, adaptativo y cognitivo (Encuesta Longitudinal de Primera Infancia, ELPI, 2010 y 2012). Para acceder al documento, pulse aquí

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *