PEDAGOGIA EN LA ERA DIGITAL

era digAntonio Pérez Esclarín.-

De muy poco va a servir la dotación masiva de computadoras y tablets a los estudiantes, si no cambiamos la pedagogía. Los que piensan que por dotar de computadoras ya estamos mejorando la educación son unos ilusos pedagógicos. El mero maquillaje no oculta la grave enfermedad de la educación. Pasa lo mismo con los que creen que por incorporar el videobean en sus exposiciones ya son mejores pedagogos cuando suelen limitarse a leer de la pantalla lo que han tomado de libros o textos digitalizados. ¿Y no es verdad que muchos supuestos trabajos de investigación e incluso tesis de maestría y doctorado son meros ejercicios de copia y pega, sin ninguna elaboración creativa personal?

Diversas investigaciones vienen demostrando, entre ellas la de la OCDE 2015, que la mera presencia y/o abundancia de tecnología en el aula no mejora por sí sola el aprendizaje, y que están fracasando las políticas tecnológicas que no toman en cuenta debidamente la pedagogía. De ahí que está surgiendo un clamor cada vez más generalizado que pide que “además de tecnología, haya más pedagogía”. Para ello, es urgente introducir un enfoque pedagógico que le dé un giro a la pedagogía tradicional y favorezca que sean los estudiantes quienes elaboren el conocimiento de forma personal, original y creativo. El reto está en integrar las nuevas tecnologías como recursos al servicio de la experiencia de los estudiantes para que estos sean creadores de contenidos, saberes y no meros receptores de los mismos. Se trata, nada más y nada menos, de pasar del aprender repitiendo a aprender creando. Para leer artículo completo, pulse aquí

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *